washing-machine-2668472_1920
Leo Simón

Leo Simón

Graduado Social

Este es el salario que debes pagar a tu empleada del hogar en función de las horas de trabajo

La tabla de retribuciones por horas ha registrado subidas en 2019 por el alza del SMI hasta los 900 euros para una jornada completa

La relación laboral con una empleada del hogar debe formalizarse obligatoriamente en la Seguridad Social aunque el contrato sea por pocas horas. De no hacerlo así, el empleador se enfrenta a sanciones de miles de euros y el trabajo realizado en el hogar no computará en el PIB al quedar enterrado como una actividad de economía sumergida. Para regularizar la situación, el primer paso consiste en recopilar toda la documentación y en contar con un código de cuenta de cotización que permita el alta. Así, el empleador deberá aportar los documentos de identidad, los impresos de alta y el contrato de trabajo en el que se especificará el salario mensual o anual pactado, el horario y la duración del periodo de prueba.

En relación a las retribuciones que corresponden para no saltarse la ley, conviene recordar que el salario mínimo ha subido en 2019 a 900 euros para una jornada completa. El coste mínimo por hora ha quedado en 7,04 euros, pagas extraordinarias y vacaciones incluidas. No obstante, el empleador podrá acordar abonar más dinero tanto de forma mensual como por horas sueltas.

Asimismo, en la nómina mensual se debe tener en cuenta si el salario mensual incluye o no las pagas extras prorrateadas. Tal y como se desprende de un documento de Comisiones Obreras corresponderían 262,50 euros mensuales (en 12 pagas incluidas las extras de forma proporcional) por 10 horas semanales; 393,75 euros por 15 horas a la semana; 525 euros al mes por 20 horas semanales; 656,25 euros mensuales por 25 horas; 787,50 euros por 30 horas; 918,75 euros por 35 horas semanales y 1.050 euros por 40 horas a la semana (ver tabla intercalada).

Además, aquellos empleados que trabajen más de 120 horas al año tendrán derecho a un total de 30 días naturales de vacaciones.

A este salario mensual en 12 ó 14 pagas se tiene que sumar la cuota que se abonará a la Seguridad Social cada mes y que se calcula a partir de base de cotización del denominado sistema especial para empleados del hogar. Los tramos de cotización se determinan a su vez a partir de la retribución mensual más la parte proporcional de las pagas extraordinarias. Así, se establecen hasta 10 bases de cotización en función de cada tramo (ver tabla abajo) que van desde el primero de hasta 240 euros hasta otro a partir de 1.294,01 euros.

El tipo de cotización a destinar a las arcas de la Seguridad Sociales es de un 29,80%, que se divide a su vez en un porcentaje del 23,60% para el empleador más el 1,5% para contigencias comunes y del 4,70% para el empleado. Asimismo, durante este ejercicio sigue vigente la reducción del 20% en la aportación empresarial a la cotización a la Seguridad Social por contingencias comunes que se aprobó en 2012. A esta reducción se sumará una bonificación del 45% para familias numerosas.

Así, las cuotas se calculan con arreglo a las bases de cotización y a los descuentos que correspondan. Para el primer tramo corresponde una cuota bruta de 61,39 euros, para el segundo, de 101,32 euros; para el tercero, de 141,25 euros; para el cuarto, de 181,18 euros, para el quinto, de 221,41 euros; para el sexto, de 261,35 euros; para el séptimo, de 312,90 euros; para el octavo, de 326,91 euros; para el noveno, de 367,14 euros y para el décimo, de 385,61 euros.

Las empleadas del hogar también tienen derecho a baja médica, que en el caso de deberse a una causa laboral implicarán el abono del salario íntegro el primer día de ausencia al trabajo y la percepción del 75% de la base reguladora desde el día siguiente, una cuantía que correrá a cargo de la Seguridad Social o mutua correspondiente. Si la causa se debe a contingencias comunes (enfermedad o accidente no laboral), el trabajador no cobrará nada durante los primeros tres días y del cuarto al vigésimo día recibirá el 60% de la base reguladora, un porcentaje que estará a cargo de la Seguridad Social desde el octavo día. A partir del día 21 de baja médica e le pagará el 75% de la base reguladora.

Durante el tiempo de baja médica o por maternidad, el empleador seguirá haciéndose cargo de las cotizaciones mensuales.

Desde Comisiones Obreras recuerdan que los empleados del hogar tienen derecho a librar durante 14 días festivos pagados, un permiso de 15 días en caso de matrimonio, de dos por nacimiento de hijo o ingreso hospitalario de un familiar.

Fuente: ABC

Scroll Up